El Melanoma Intraocular, es un cáncer muy raro que solo afecta a pocas personas

El tratamiento depende de la ubicación y tamaño del mismo, anteriormente era necesario extirpar el ojo en la mayoría de los casos, pero ahora, solo en caso de melanomas grandes.

0
1669

Generalmente se detecta en edades avanzadas y es una neoplasia maligna ocular durante esta edad, aunque no es muy frecuente; puede producirse en varios tejidos del ojo pero principalmente se localiza en el tracto uveal anterior o en tracto uveal posterior. Dividiéndose en tres categorías: melanoma del iris, melanoma del cuerpo ciliar y melanoma coroideo. Estos melanomas intraoculares tienen una base molecular diferente a la del melanoma de la piel, motivo por el que también responden al tratamiento de manera diferente

Es considerado asintomático al principio, pero conforme pasa el tiempo puede producir un pigmento de melanina obscuro en los ojos. Hasta llegar a provocar distorsión en la pupila, visión borrosa o disminución de la agudeza visual debido al desprendimiento secundario de la retina.

Sus causas siguen considerándose desconocidas hasta la fecha, pero se han desarrollado hipótesis que se le relacionan con el prolongamiento  de la exposición solar o el uso de cabinas de bronceados. Este tipo de cáncer se puede diseminar o hacer metástasis en otros lugares del cuerpo  principalmente en el hígado, pulmones o los huesos.

La causa del cáncer es desconocida hasta el momento, pero se mantienen algunas hipótesis que se  relaciona con la exposición del sol o el uso de cabinas de bronceado de forma prolongada principalmente. En muchas ocasiones se puede llegar a perder la visión e incluso puede llevar a diseminarse en otras zonas del organismo o metástasis, principalmente en hígado, pulmones y huesos.

Como lo menciona el  Dr. José Pulido, especialista en Oftalmología de Mayo Clinic que el tratamiento del melanoma intraocular solía implicar, sobre todo, la extirpación del ojo afectado; pero ahora, generalmente se puede recurrir a la radioterapia para tratarlo.

La radioterapia es una alternativa para el  tratamiento de los melanomas intraoculares de tamaño pequeño o mediano. Se administra en el melanoma a través de un método llamado placa de braquiterapia. Este método implica colocar en el ojo un pequeño disco o placa con semillas radioactivas, directamente sobre el tumor. La placa se sostiene en su sitio con suturas temporales y permanece sobre el ojo durante varios días, antes de ser retirada. La radiación también puede ser mediante una máquina que administra la radioterapia directamente al ojo, como la terapia con rayo de protones o la radiocirugía estereotáxica con bisturí de rayos gamma.[1]

Pero es cuestión del médico para tratar y recomendar la mejor opción para combatir este padecimiento.

[1] https://www.aao.org/salud-ocular/enfermedades/melanoma-ocular-tratamiento

https://www.cancer.gov/espanol/tipos/ojo/pro/tratamiento-melanoma-ocular-pdq