Embarazo no planeado en adolescentes, un reto a resolver

0
807

Resulta necesario hacer conciencia nacional sobre el embarazo en adolescentes, pues se ha convertido en un problema poblacional y de salud pública que requiere la intervención de familias, sector educativo, autoridades de salud y sociedad en general.

Dicha situación se atribuye a una escasa educación sexual y al bajo uso de anticonceptivos, pues sólo 37.6% de las adolescentes empleó un método en su primera relación sexual y 45% usó uno en la última, por lo general usando en ambos casos métodos de poca efectividad.

“Los jóvenes deben recibir una educación sexual de calidad y saber que tienen derecho a la salud sexual y reproductiva”, aseguró el doctor Francisco Javier Guerrero Carreño, Gineco-Obstetra y socio activo del Colegio Mexicano de Ginecología y Obstetricia, en el marco del Día Mundial para la Prevención del Embarazo No Deseado, el próximo 26 de septiembre.

Asimismo, precisó, es importante que los adolescentes conozcan que en las instituciones del sector salud tienen a su disposición Módulos de Salud Reproductiva, con personal capacitado para aclarar dudas y brindar asesoría sobre el uso correcto de los métodos anticonceptivos modernos, los cuáles se otorgan de manera gratuita.

Se indicó que entre los métodos anticonceptivos que el sector salud ofrece gratuitamente a las jóvenes, es el parche anticonceptivo una opción segura, y de uso fácil, con 99% de efectividad.

 

Números a considerar

De entre los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), México ocupa el primer lugar con una tasa de fecundidad de 77 nacimientos por cada mil adolescentes de 15 a 19 años de edad.

Según el Consejo Nacional de Población (CONAPO) actualmente existen en el país 22.4 millones de mujeres y hombres adolescentes entre los 10 y 19 años de edad. Son las mujeres de 15 a 19 años quienes conforman el grupo más grande entre los grupos quinquenales de mujeres en edad fértil, cuya edad promedio del inicio de la vida sexual es de 15.9 años.

El embarazo en adolescentes cobra cada vez mayor importancia. Los jóvenes están iniciando su vida sexual a más temprana edad. De 2006 a 2012, el incremento en la proporción de la población que ha iniciado su vida sexual entre los 12 y 19 años pasó de 15% a 23%, según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (ENSANUT). También, el porcentaje de nacimientos en madres adolescentes aumentó de 15.6% a 18.7% entre 2003 y 2012.

De ahí que el embarazo no planeado se haya convertido en un problema grave que afecta la vida de los jóvenes en el aspecto personal, educativo, y económico.

Cabe destacar que también afecta en forma negativa la salud de las mujeres, ya que está asociado a niveles más elevados de morbilidad y mortalidad materna y perinatal, además de una alta prevalencia de aborto realizado en condiciones inseguras.

Finalmente, se reiteró que el uso de un método anticonceptivo seguro y eficaz, aunado al uso simultáneo de un condón, permitirá a los adolescentes ejercer su sexualidad de una forma responsable, decidir con libertad el rumbo que quieren tomar en su vida y vislumbrar un futuro más prometedor y de mayor calidad para ellos.

embarazo-adolescente_